SUNDAY, DECEMBER 04, 2016
   
TEXT_SIZE
Login

Bookmark and Share

Ayuda via Chat en VIVO

La Monarquía alargó el calvario felino

 

Estadio Universitario, sábado 27 de Febrero del 2010

  • Bailaron los Monarcas 0-3 a Tigres a domicilio
  • El “Jefe” Boy fue celebrado por el “Volcán”; Guzmán reventado

Cuando falta más de la mitad del Torneo por jugarse, parece que lo mejor que puede pasarle a Tigres es que termine la campaña para evitar más sufrimientos a su afición y para recomponer un barco que marcha sin destino y cada vez más perdido en su accionar.

Este sábado los auriazules sumaron una decepción más en casa al caer 0-3 ante Morelia, alargando su racha a siete semanas sin victoria y cuatro meses sin ganar en el “Volcán”.

La escuadra michoacana acabó sintiéndose local, con el público totalmente volteado a los de casa producto de una gran demostración futbolística que los ratifica nuevamente como candidatos para animar la Liguilla.

El “Jefe” Boy, ídolo como jugador de los universitarios, acabó siendo aclamado por la tribuna, mientras que la otra cara de la moneda fue Daniel Guzmán, exigido por la gente a que deje al equipo.

Con el resultado los números de los felinos están en rojo, con seis unidades de 24 disputadas para seguir hundidos en el Grupo 3 y aferrándose a la permanencia sólo por la improductividad de Indios, que no sale del fondo porcentual.

En la próxima Jornada los auriazules visitarán a los Indios, mientras que Monarcas recibirá a Estudiantes.

EL PARTIDO

Sin Itamar Batista, los felinos depositaron su ataque en Francisco Fonseca, pero “Kikín” reiteró que no es un elemento para el espacio largo, ni para crearse solo las opciones de gol.

Los felinos se plantaron con cinco hombres en defensa y tres elementos de recuperación en el medio, con Lobos como enganche acompañando a Fonseca.

Monarcas por su cuenta continuó con su habitual 4-4-2, encaminado a agredir siempre al rival y sin extrañar a Adrián Alderete, que está lesionado.

En ese tenor, Droguett inició como una pesadilla para el “Gringo” Castro, quien lo va a soñar por el desequilibrio que le mostró en cada encare. A duras penas los felinos rebasaron el medio campo con balón controlado y ya ni pensar en llegar al área con peligro o en una jugada acompañada. Los carrileros de la UANL, los dos ‘gringos’ se la pasaron ocupados en marcar a Elías Hernández y Droguett, que se regodearon en los flancos del visitante.

Con ese dominio, los visitantes no tardaron en marcar la diferencia y el 1-0 fue suficiente para llevarse al partido y para rematar la moral del equipo que no tiene para más.

Al minuto 15, tras un rechace al centro, Droguett tomó la pelota por la izquierda, se acompañó perfecto con Rey para entrar solo al área y a segundo palo Elías Hernández empujó el esférico caminando, para reflejar un inicio de posesión total.

El gol acentuó el desconcierto para los de casa, y al 17’ Aldo Leao Ramírez salió elegante entre tres jugadores de Tigres y le tocó perfecto a Sabah que se puso mano a mano con Saucedo, pero el portero salió valiente y le arrebató el 2-0.

Monarcas se dio cuenta de la oportunidad de sentenciar y al 37’ estuvo cerca del segundo, en una pared en el área de Droguett con Sabah y el chileno disparó a quemarropa en el área chica, pero Saucedo se agigantó para el coro de la tribuna.

Pero un minuto más tarde, al 38’ Elías centró por la derecha y Sabah sin problema anticipó a primer palo a Ortiz, que simplemente esperó el esférico para vencer a primer palo a Saucedo, en el 2-0 que hizo arder el lugar.

Morelia merecía ir 4-0 al descanso, y los abucheos comenzaron a caer implacables y con el silbatazo de la primera mitad el “Volcán” estalló en contra de Daniel Guzmán, que ingresó al vestidor al grito de “Fuera, fuera”.

Para el complemento Tigres sacó  a Nagamura y Tahuilán  para mandar al campo a Everton Cardoso y Alan Pulido, novato que debutó en Primera División.

El hambre de los felinos volvió  a ser diferente en desventaja y tuvieron el mérito de quitarle unos minutos la pelota al Morelia, aunque sin llegar con otro método que no fueran empujones y deseos.

Pero con el paso de los minutos nuevamente la tónica volvió al inicio y Monarcas dominó a placer, cocinando contragolpes bien llevados que le dieron para la goleada.

Al 68’ Sabah dejó el campo para la entrada Gabriel Pereyra, y el “Místico” sería el responsable de poner la puntilla al 71’ en un balón largo que la zaga se quedó pidiendo fuera de lugar, para que solo y con todo el tiempo del mundo se acomodara el balón a la zurda y venciera por arriba a Saucedo, gol que la tribuna celebró como propio.

El grito de fuera Guzmán apareció  de nuevo y los abucheos cayeron para Tigres cada que tocaba el balón, mientras los michoacanos perdonaron el cuarto dando un toque de más a sus avances.

Para muestra, al 81’ Leao tuvo el cuarto en una escapada por el centro, pero Saucedo salvó con la pierna.

El cierre de partido presentó una tribuna casi vacía, sólo con la barra de “Libres y Lokos” alentando al equipo, pero más por impotencia que por fe.

El Árbitro Genaro Medrano silbó el final y los pocos que se quedaron arremetieron contra la institución, en una situación que se ha vuelto una olla de presión por los malos resultados.

DEFAULT_SETTINGS

Inicio de Sesión